Blog
Por: Alejandra Frias

Beneficios de los entrenamientos por intervalos.

Las ventajas de entrenar por intervalos, es que es un tipo de entrenamiento que combina momentos de baja intensidad con momentos de gran intensidad, consiguiendo de esta forma unos resultados muy superiores al entrenamiento tradicional.

Este tipo de entrenamiento es ideal en especial para las personas que disponen de poco tiempo para entrenar y practicar ejercicio físico, ya que no necesitarán más de 20 minutos en cada entrenamiento.

Recientes investigaciones han demostrado que entre 15 y 20 minutos de entrenamiento a intervalos permiten un mayor progreso que correr a ritmos suaves durante una hora.

Un estudio realizado por la American College of Sports Medicine ha demostrado que el entrenamiento con intervalos puede reducir el tiempo requerido de entrenamientos aeróbicos para lograr avances significativos.

Durante la práctica del ejercicio quemamos una mayor cantidad de calorías, pero además nos permite quemar una mayor cantidad de grasa en las 24 horas posteriores a la práctica del ejercicio.

Otro beneficio se observa en un estudio realizado  a ciclistas en el año 2006 demostró que tras ocho semanas de entrenamiento con intervalos, pudieron hacer bicicleta durante el doble de tiempo manteniendo el mismo ritmo, lo que representa una mejora importante en salud cardiovascular y aumento de volumen máximo de oxígeno.

Un ejemplo para iniciar sería:

  • Principiantes.- Comenzamos calentando durante diez minutos a intensidad suave, continuamos durante 30 segundos al 80%, durante los siguientes dos minutos nos movemos entre el 65 y el 70%, y finalmente realizaremos otros 30 segundos de nuevo al 80%. Repetiremos esta secuencia hasta cumplir entre diez y quince minutos.
  • Intermedios.- Realizamos un calentamiento de diez minutos a una intensidad suave, seguimos con 45 segundos al 80%, después durante un minuto 70%, y finalmente otros 35 segundos al 80%. Repetiremos dicha secuencia hasta cumplir entre quince y veinte minutos.
  • Avanzados.- Empezaremos calentando diez minutos a intensidad suave, seguiremos con un minuto al 85%, posteriormente otro minuto a 70%, y finalmente un minuto más al 85%. Repetiremos dicha secuencia hasta cumplir los 20 minutos.

Fuente: Running Life

Deja un comentario