Blog
Por: Alejandra Frias

¿Para qué sirven las plantillas en nuestro calzado?

El pie está formado por 26 huesos, 16 articulaciones, 107 ligamentos y 20 músculos. Este montón de elementos está además multiplicado por dos, así que es fundamental cuidar los dos pies, ya que son los que soportan el peso del cuerpo.

El pie es el único contacto del cuerpo con el suelo. Y como tal, juega un papel fundamental en la estabilidad biomecánica del cuerpo humano. Los pies te sustentan y soportan el peso de tu cuerpo a diario. Te hacen avanzar y te permiten mantener el equilibrio.

Muchas personas no se sienten cómodas con sus zapatos y culpan de ello al modelo o a la marca, pero hay que tener en cuenta que el calzado se fabrica con una forma precisa para lograr una fabricación constante y homogénea. Así que es posible que no te sientas cómodo con tus zapatos porque su forma no esté adaptada a tu físico. La buena noticia es que puedes limitar este problema metiendo unas plantillas adaptadas dentro del zapato.

Según cuál sea el volumen del zapato, las plantillas se pueden sustituir o superponer. Las plantillas se pueden superponer para llenar el volumen interior del zapato y lograr un volumen adecuado, y también se pueden sustituir y añadir unas plantillas más cómodas y mejor adaptadas a tu físico y tus necesidades.

Existen plantillas adaptadas a tu práctica deportiva y tus necesidades. Es recomendable que visites a un especialista si lo que deseas es un estudio de pisada para utilizar plantillas ortopédicas.

Deja un comentario