Adaptación (al nuevo estilo de vida) - Trimexico

Menú

Adaptación (al nuevo estilo de vida)

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Un momento importante en la vida de todo triatleta es completar su primera competencia pero después de la emoción de cruzar la meta, sigue una serie de cambios en la vida que no son fáciles de predecir, este deporte se vuelve adictivo no sólo a nivel físico, te vuelves obsesivo con los gadgets, bicicletas, tenis y todos los productos que antes veías como innecesarios o peor aún, que no sabías que existían.

 

Y como dije antes, entrar al triatlón implica tomar decisiones fuertes como sacrificar el aguinaldo para comprar una bici pero como dicen por ahí “La bici es sólo el enganche, faltan las mensualidades” y por mensualidades entiéndase: casco, lentes, pedales, zapatos y hasta en las ánforas encuentras tecnología aplicada, que claro está, cuesta una fortuna.

 

Pero una vez que piensas que ya no te hace falta comprar nada más, te equivocas, comienza la etapa del suave e inocente bullying, donde el triatleta patrón y el triatleta mirrey heredero juegan un rol protagónico, son los típicos, que sin afán de presumir, te dicen algo así como: ¿Ya viste mi nuevo reloj? Mide hasta en cuántas horas me voy a recuperar de esta madrina de entrenamiento o ¿Qué tal mis nuevos tenis? Corren solitos… Cosas que se vuelve motivación pura para el Triatleta Godín que ahora ya tiene destinados los próximos sueldos, bonos, fondos de ahorro, tandas y demás instrumentos financieros para la compra de cualquier artículo relacionado con el triatlón.

 

El cambio más grande y más difícil de lograr es combinar la vida laboral con las rutinas de entrenamiento porque no nada más hay que educar a los compañeritos para que entiendan que llegar cansado a la oficina por manejar dos horas no se compara con el cansancio de correr series de velocidad en la pista o nadar distancia y pedalear, no, también hay que (tratar de) adiestrar al jefe para que esté consciente de que las juntas antes de las 8:30 am son una falta de respeto o que comer siete veces al día y en todas las reuniones es algo de lo más normal.

 

Uno de los aspectos más positivos de ser triatleta y combinarlo con el trabajo es que ahora te sientes un ejemplar diferente dentro de la especie Godinez, tienes más confianza para acercártele a esa niña de Mercadotecnia que siempre te llamó la atención pero que se da su taco o para pedir doble postre en el comedor sin remordimiento alguno.

 

Nota: ¡Cuidado! Por favor no seas el Triatleta Godín que abusa del tema y aburre a todo aquél que se encuentra a su paso.

Este escrito le pertenece a : Triatleta Godín

FACEBOOK: Diario de un Triatleta Godín

CAPÍTULO 1

CAPÍTULO 2 

CAPÍTIULO 3

 

Oficina triatleta

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.




Suscríbete

Suscríbete a nuestro mailing

* obligatorios

X