Lun. Feb 6th, 2023

Tras el anuncio oficial que en 2023 solamente correrán las mujeres en el Mundial de Kona, los triatletas ya empiezan a expresar su enfado al no tener la oportunidad e correr en la Isla, además de aún no saber dónde correrán.

 

Muchos aficionados no entienden tampoco cómo IROMAN ha podido estar vendiendo slots a Kona a sabiendas de que no habría Kona. Una reacción tardía y mal ejecutada.

En entrevista para Triathlete.com, el CEO de IRONMAN Andrew Messick ha explicado un poco esta controversia.

«No podemos decirte dónde vas, pero podemos decirte dónde no vas a ir”. Y eso es mejor que simplemente decir: ‘Estén atentos'», comenta Messick.

«También tenemos tres carreras clasificatorias más en 2022: tenemos Nueva Zelanda, Australia Occidental y Argentina. Sabemos que es frustrante no poder contarles a todos la historia completa, pero una historia incompleta es útil para cierto grupo de personas».

En este sentido, lo único que ha desvelado el máximo responsable de IRONMAN es que están seguros de haber encontrado un lugar y un lugar que le va a gustar a la comunidad.

También confirmó que será el mismo escenario al que las mujeres lleguen en 2024, cuando los chicos vuelvan a Kona.

En cuanto a fechas, la idea es encajar lo mejor posible en el calendario con el resto de «eventos importantes». Para IRONMAN: Kona, el Campeonato del Mundo 70.3 e incluso el UTMB.

En estos momentos, IRONMAN analiza la situación de los triatletas que clasificaron para una carrera en Kona, tanto profesionales como grupos de edad.

«Vamos a tomar una determinación entre ahora y enero», dijo Messick.

«Transferir esos slots al nuevo destino masculino en 2023 o dejarlos pasar a Kona en 2024. Parte de lo que haremos en enero es delinear las reglas de compromiso para las personas que ya calificaron para Kona en 2023”.

X